Se relevaron 2.700 familias con el Programa DetectAR

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

En una semana se relevaron 2.700 familias de distintos sectores de la ciudad de Neuquén en el marco del programa DetectAr, que derivó en la detección de 35 casos sospechosos de personas con síntomas compatibles con el COVID-19.

Se trata de un trabajo articulado entre la Provincia, el ministerio de Salud y la Municipalidad de Neuquén puesto en funcionamiento el pasado jueves.

Luciana De Giovanetti, secretaria de Ciudadanía, informó que las 35 personas detectadas fueron evaluadas por especialistas “y a algunas se les hizo el hisopado”.

Explicó que esta práctica apunta a la detección precoz de la enfermedad, y aclaró que no se relevan barrios completos sino sectores de acuerdo a lo que requieran las autoridades sanitarias.

A partir del lunes se empieza a trabajar en sectores muy poblados de Don Bosco y de San Lorenzo, y confirmó que continuarán con las encuestas en Confluencia. Ya se realizaron visitas en sectores de ese barrio, de Parque Industrial y de prácticamente toda la zona oeste.

“Es importante decirle a los ciudadanos y ciudadanas de Neuquén que no se alarmen si por sus casas no hemos pasado porque la autoridad sanitaria provincial es la que determina el sector de cada barrio a encuestar. Es decir, no salimos puerta por puerta por toda la ciudad”, aclaró especialmente De Giovanetti.

La funcionaria explicó que a partir de poner en funcionamiento el programa DetectAr se conformó un comité local en aquellas zonas que identifica la autoridad sanitaria provincial, integrado por miembros del sistema de salud, por funcionarios provinciales y municipales y por referentes sociales de cada barrio.

“Se interactúa con la ciudadanía, y en ese ida y vuelta se determina si en ese núcleo familiar hay personas que tengan uno o más síntomas compatibles con el COVID-19. Cuando se identifica esa situación –dijo- lo que se hace es explicarle a esa persona que debe asistir al centro de salud más cercano para ser evaluado. Son los profesionales médicos quienes determinan si es necesario o no realizar el hisopado para determinar el Covid-19”.

En el caso de que alguna persona no quiera concurrir al centro de salud, lo que se hace es informar esa situación a las autoridades sanitarias, a partir de lo cual, explicó, “pasa a transformarse en un vínculo entre esos efectores y el paciente”.

Share.