Avanza a buen ritmo las obras viales en Neuquén

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

El nuevo puente sobre el río Malleo llegó en abril a un 70 por ciento de nivel de construcción y la ruta 23 se encuentra prácticamente pavimentada. Esta semana se ejecutará el último tramo de losa del puente. Los primeros días del mes de junio está previsto el montaje de las vigas del puente sobre el Curi Leuvú.

En la provincia del Neuquén la obra pública tuvo continuidad durante la cuarentena. Garantizando las medidas de seguridad y sanidad impuestas por el Covid-19, las obras viales avanzaron a buen ritmo y en las últimas semanas antes de la veda climática se prevé finalizar el pavimento en la ruta 23, hormigonar el último tramo del puente Malleo y ejecutar el montaje de las vigas del puente Curi Leuvú.

La construcción de un nuevo puente sobre el río Malleo, emplazado sobre la ruta provincial 23, a 21 kilómetros de Junín de los Andes, tiene un avance superior al 70 por ciento. Se trata de un nuevo puente de 72 metros de longitud y 12 metros de ancho, 876 metros de accesos pavimentados y obras complementarias como una alcantarilla, reacondicionamiento del ingreso a la comunidad Painifilú y la demolición del puente existente.

El nuevo puente de hormigón permitirá la circulación vehicular en dos sentidos y circulación peatonal por veredas en ambos extremos. Reemplazará al actual puente de tablero de madera ubicado en la intersección de las rutas provinciales 23 y 60. Debido al incremento de tránsito producido por el auge del turismo, el nuevo puente se ha vuelto una obra muy deseada para la región.

También la pavimentación de la ruta provincial 23 en el tramo Puente sobre río Malleo-Puente sobre río Aluminé en Pilo Lil alcanzó en mayo casi un 90 por ciento de evolución. Esto significa que se ha realizado la totalidad de la obra básica: movimiento de suelo, construcción de terraplenes, banquinas enripiadas, alcantarillas de diferentes tipologías para el correcto drenaje, ejecución de cunetas, muro de gaviones, entre otras.

Además, y lo más importante para el tránsito, es que de los 34 kilómetros con que cuenta el tramo sólo resta pavimentar con concreto asfáltico 1,3 kilómetros. Esto significa que para la temporada invernal la ruta se encontrará prácticamente asfaltada, restando tareas como la señalización horizontal y vertical, y la colocación de barandas metálicas de protección.

La ruta Nº 23, que une Junín de los Andes con Aluminé, es una vía de comunicación significativa que conecta estas regiones cordilleranas cuando la adversidad climática restringe la circulación por las rutas provinciales 46, 13 y 23 en el tramo Pino Hachado-Litrán.

Por último, la obra del nuevo puente sobre el río Curi Leuvú en Chos Malal ha evolucionado rápidamente durante estos últimos meses alcanzando casi un 70 por ciento de nivel de ejecución. Para estos días está programado el montaje de las vigas de este puente de hormigón, de 750 metros de longitud y doble mano de circulación.

Share.