Gobierno de la Provincia del Neuquén

Sin trabajo 800 mil estadounidenses por pelea entre republicanos y demócratas

El presidente estadounidense, Barack Obama, acusó este martes a los republicanos de lanzar una “cruzada ideológica” en su oposición a aprobar el presupuesto, situación que ha provocado que áreas del Estado dejen de prestar servicio, con vacaciones forzosas para 800.000 empleados públicos.

En un discurso en la Casa Blanca, Obama dijo que los republicanos lanzaron una “cruzada ideológica” para intentar acabar con su reforma de la salud, aprobada en 2010 y centro de la disputa por fondos en el Congreso.

“Han paralizado al gobierno en nombre de una cruzada ideológica para negar cuidados de salud asequibles a millones de estadounidenses”, dijo el mandatario.

Varios servicios públicos quedaron paralizados a partir del martes, por primera vez en casi 18 años, tras el fracaso de las negociaciones entre republicanos y demócratas en el Congreso para consensuar el presupuesto para el ejercicio fiscal 2013-2014.

Esta situación podría agravarse de nuevo dentro de dos semanas si no hay acuerdo político sobre el límite legal de endeudamiento del país.

Desde el martes, unos 800.000 empleados públicos de servicios considerados no esenciales, de un total de dos millones, tendrán que quedarse en casa sin sueldo hasta nueva orden y se cerrarán parques nacionales, museos y monumentos, incluyendo la emblemática Estatua de la Libertad. “Aprueben un presupuesto y terminen la parálisis”, exigió Obama.

La Casa Blanca ordenó que las dependencias federales cesaran parcialmente sus actividades y enviaran a sus casas, sin sueldo, al personal “no esencial” al que no se puede pagar.

Algunas agencias pasarán a actuar con apenas 5% de su personal.  Este martes en Washington, algunos empleados públicos iban a sus oficinas para finiquitar todo y colocar en sus correos electrónicos un mensaje automático de ausencia.

Según un estudio de opinión de la universidad Quinnipiac, 77% de los encuestados atribuye a los republicanos la responsabilidad por el cierre de servicios federales. Solamente 22% apoya la estrategia republicana.

En medio de la pulseada, Obama promulgó una ley que garantiza a los militares que serán pagados pase lo que pase.

Al margen del impacto concreto del “shutdown” (cierre) del gobierno federal, su efecto en los mercados mundiales era este martes apenas perceptible. Wall Street y las bolsas europeas abrieron con alzas y Tokio cerró en verde.

Publicar comentario

Debe estar autenticado para publicar un comentario.

www.neuquen.com © 2017 Todos los derechos reservados