Gobierno de la Provincia del Neuquén

Obra clave en marcha

Una alentadora señal política dieron el gobierno municipal y el provincial.

Lo hicieron al confraternizar en una recorrida que inauguró el comienzo de las obras de ampliación de la planta Tronador, un punto clave para el saneamiento de la capital neuquina.

Serán cinco módulos que se sumarán a los siete existentes, y aumentarán la capacidad de tratamiento de barros para 140.000 habitantes más que lo actualmente tiene.

El intendente Quiroga participó del encuentro  con el subsecretario de Servicios Públicos de la provincia, Alejandro Nicola, y el titular del EPAS, Mauro Millán.

“Es un emprendimiento absolutamente necesario e indispensable” que “pone al EPAS en una mejor capacidad porque permitirá dar respuesta a la demanda de una ciudad en permanente crecimiento”, sostuvo Quiroga, quien durante este gobierno ha sido muy crítico con el ente provincial, y no ha logrado todavía firmar con éste un contrato de concesión.

Juzgó también el Intendente que da “previsibilidad” aunque “no a demasiado largo plazo” debido a que “Neuquén crece en forma exponencial” y así “las obras son siempre insuficientes”.

A partir del lanzamiento de esta obra, sumada la colectora central máxima que se encuentra en construcción, el EPAS empezó a otorgar a distintos proyectos inmobiliarios factibilidad bajo convenio atada a la puesta en funcionamiento de los nuevos módulos. Este punto, precisamente, era urgente para Quiroga, quien veía trabado el desarrollo normal de la ciudad.

El plazo de obra es de un año para los primeros dos módulos y de 20 meses para los cinco restantes. Nicola destacó que dentro de las obras anunciadas por el EPAS el año pasado, la ampliación de la planta Tronador es “la más significativa en cuanto a inversión” ya que trepará a casi 136 millones de pesos.

También  garantizó que el saneamiento de la ciudad estará “garantizado” con este emprendimiento, más la colectora que está a punto de cruzar la Avenida Olascoaga, como ya informara este diario.

El presidente del EPAS anunció la incorporación de innovación tecnológica en la planta con una cámara de rejas y un sistema de remoción de sólidos a través de un tornillo sinfín y una compactora, que logrará que los residuos, que hoy se retiran de manera manual, se puedan retirar en forma automática, y ya compactados para el tratamiento final.

También dijo que los barros serán reciclados con el sistema airlift que funciona con el mismo tipo de automáticos de sopladoras con que cuenta la planta; y que se adquirirá un sistema de deshidratación de sólidos.

Publicar comentario

Debe estar autenticado para publicar un comentario.

www.neuquen.com © 2017 Todos los derechos reservados