Gobierno de la Provincia del Neuquén

Holanda tuvo que trabajar mucho contra Australia

Holanda se llevó un partido que lo deposita ya en octavos de final, y que no le fue para nada fácil, ante una entusiasta Australia, que llegó a estar arriba en el marcador y dio la sorpresa con una gran actuación.

El equipo de Van Gaal se impuso por 3 a 2 en el estadio Beira Río. Robben, Van Persie y Depay marcaron para el ganador, mientras que Cahill y Jedinak lo hicieron para el conjunto que se despidió del Mundial.

Empezó ganando Holanda, que no estaba jugando bien. Bastó una corrida impresionante de Robben desde atrás de la mitad de la cancha. Corrió, protegió la pelota, y cuando estuvo a tiro, disparó. Golazo.

Sin embargo, Australia, que estaba jugando mejor que Holanda, consiguió el empate un minuto después. Fue Tim Cahill quien empalmó como venía un centro y clavó la pelota arriba del arco, perforando la resistencia del arquero. Otro golazo.

En el segundo tiempo, Australia siguió jugando mejor. Recibió, además, un regalo del árbitro, que sancionó penal una mano que era totalmente casual. Jedinak lo convirtió en gol.

Holanda ya había mejorado un poco el juego, con la entrada de Depay. Y en una jugada incisiva, se durmió un defensor, Van Persie quedó habilitado, y por supuesto, no perdonó, ejecutando al arquero Ryan.

Después, Depay puso el 3 a 2 con un disparo de afuera del área, que sorprendió con un pique al arquero.

Australia buscó el empate, estuvo cerca, pero no lo consiguió. Holanda festejó un triunfo que le costó mucho más que lo que esperaba.

 

Publicar comentario

Debe estar autenticado para publicar un comentario.

www.neuquen.com © 2017 Todos los derechos reservados