Gobierno de la Provincia del Neuquén

Fin de semana clave

No es un fin de semana más. Es el definitivo, el que terminará de corroborar el mapa político de los siguientes cuatro años en Neuquén. Solo quedará la definición nacional, que tampoco es un detalle. En este momento, el gobernador que dejará su cargo el 10 de diciembre, Jorge Sapag, eligió convocar a la paz, la tolerancia y el respeto.

Tampoco es un detalle. Es significativo. No son meras palabras: son reflejo de una situación que se está encubando, lentamente, y que puede concluir con una fiesta divertida y jocosa, o con una tragedia amarga y triste. Depende de una multitud de factores, de conductas, de gestos. Sapag no hizo más este viernes que reflejar la importancia de este momento de transición.

Eligió para ello, además de refrescar su convocatoria a la paz, la tolerancia y el respeto, el último documento dado a conocer por la Iglesia Católica, esa institución que ha renovado popularidad a partir del carisma indudable de Francisco, es decir, Jorge Bergoglio.

“Hay un documento importante dado a conocer hoy por la Iglesia Católica con respecto a lo que tiene que ser la transparencia y la paz; no alcanza con que lo prediquemos, lo tenemos que actuar. Hay que evitar los enfrentamientos. La gente no vota por la violencia o por un cartel más o un cartel menos”, sentenció Sapag este viernes.

Se refirió, con este contexto, al extraño ataque a un local partidario del candidato a intendente de la ciudad de Neuquén Pablo Bongiovani. Dijo que se están investigando los impactos de bala en el local. Dijo que “hay un vehículo de activistas del MPN que estaban en la calle con el tema de los carteles y se está peritando. Hay que tener mucha responsabilidad de a quién se pone al frente de estos operativos en la calle. Hay que tener mucho cuidado”, dijo.

“De nuestra parte vamos a poner absolutamente todo, pero también los demás dirigentes tienen que hacer lo posible. Hemos sufrido en estas últimas semanas las roturas de carteles y se han sacado otros que hemos colocado en la vía pública”, añadió.

Sapag destacó que “no es cuestión de buscar culpables o víctimas, sino de que haya paz. Los ciudadanos lo que quieren es poder expresarse en paz en el cuarto oscuro. La gente no vota por las agresiones, la gente lo que quiere es demostraciones en paz y que cada uno exprese sus ideas y su programa”, manifestó.

Más allá de lo que diga o no Sapag, el domingo es clave. Es el último gran gesto con protagonismo ciudadano del año. Quedará la definición nacional, el 25, o en noviembre, depende de si habrá o no segunda vuelta. Neuquén depende en mucho de esa definición. Argentina también depende de Neuquén para solucionar la crucial crisis energética.

Después de estas definiciones, quedará la realidad, sin subterfugios. Todo lo que se ha (mal) ocultado, aparecerá de pronto, con la evidencia que solo pueden conseguir los nuevos procesos políticos y sociales. Esto ocasionará un cimbronazo fuerte. Y ese cimbronazo no se sabe lo que provocará.

Puede ser una fiesta, pero también puede ser una tragedia. Se verá.

Publicar comentario

Debe estar autenticado para publicar un comentario.

www.neuquen.com © 2017 Todos los derechos reservados