Gobierno de la Provincia del Neuquén

En un partido impresionante, empataron 3 a 3 Newell’s y Belgrano

Cada tanto un partido reivindica el fútbol en Argentina, y este sábado fue el caso de Newell’s –Belgrano, que mantuvieron la tensión hasta el final y regalaron un 3 a 3 ardoroso, caliente, emotivo.

Fue una sucesión de triunfos fugaces y empates justicieros. Porque Newell’s empezó ganando con justicia, con un penal ejecutado por Maxi Rodríguez, ya que había manejado la pelota y dominado el partido.

Pero en el segundo tiempo la cosa empezó distinta, con Belgrano yendo decididamente al ataque para salir de perdedor en el campeonato y marcar un gol después de más de 500 minutos de juego sin conseguirlo. Y quién sino: fue el Picante Pereyra el encargado del primer empate, cabeceándole en el área chica a Ustari, un gran arquero como atajador pero deficiente en el corte de pelotas aéreas.

El segundo de Newell’s lo hizo Faravelli, después de una gran jugada de Maxi, que la tocó al medio precisamente para el delantero, que no la recibió porque alcanzó a cortar un defensor, pero sí recibió un rebote posterior para empujarla al arco desguarnecido.

Sin embargo, el partido no daría tregua, porque Belgrano tenía muy presente que no podía darse el lujo de otra derrota. Lo buscó otra vez, con jugada preparada a la salida de un tiro libre. La jugada no dio resultado, pero otra la justicia divina intervino para premiar la intención, y Barrios clavó un disparo de afuera del área, que Ustari alcanzó a tocar pero sin impedir que la pelota llegara a la red.

Después, Delfino dio un penal increíble, cuando apenas faltaban cuatro minutos para terminar el partido. El mundo parecía derrumbarse sobre Belgrano cuando otra vez Maxi Rodríguez convirtió el 3 a 2.

Pero no. Otra vez la justicia inapelable, ordenó que Rigoni se vistiera de héroe, para asestar un disparo furibundo tras un rechazo de la defensa de Newell’s. Golazo, 3 a 3. Nadie pudo sentirse defraudado, al cabo.

Rosario venció

Rosario Central consiguió una victoria por 2 a 1, de visitante, frente a Gimnasia y Esgrima de La Plata.

Vegetti había abierto el marcador para el Lobo, y empatado Barrientos. Hubo un penal para Rosario Central en el último minuto del juego, que convirtió Delgado, para la alegría del otro equipo rosarino en este sábado especial.

 

 

Publicar comentario

Debe estar autenticado para publicar un comentario.

www.neuquen.com © 2017 Todos los derechos reservados