Gobierno de la Provincia del Neuquén

Conciencia mínima

El obispo Virginio Bressanelli agradeció este miércoles que la vida de Marcelo Diez “se haya cerrado naturalmente”, y mantuvo su posición crítica respecto del encuadre legal acerca del caso que explotó el martes con el fallo de la Corte y la muerte del paciente, con solo diferencias de horas entre sí.

“Agradecemos a Dios que la vida de Marcelo se haya cerrado naturalmente. ¡Es todo un signo! De otra manera su muerte inducida hubiese sido un trauma para mucha gente del pueblo neuquino, que se proclama cuna de los derechos humanos”, dijo el obispo, en una conferencia de prensa en donde leyó un comunicado de su autoría.

Destacó que “seguimos testificando que Marcelo no estaba sometido a ninguna práctica médica extraordinaria, o desproporcionada o de ensañamiento terapéutico que prolongara artificialmente su vida”.

Destacó en ese sentido que Marcelo Diez tenía “una conciencia mínima”, y sostuvo su convicción de que era capaz de sentir e incluso oír. El Estado de Mínima Conciencia (no el vegetativo irreversible” fue certificado por los estudios médicos ordenados por la Corte Suprema, que se realizaron el año pasado, y de los que se supo recién este martes, por la difusión del fallo del máximo tribunal.

Antes, el directorio de la clínica CMIC (en donde murió Marcelo Diez) también eligió un documento escrito para referirse a las causas del deceso del paciente que sobrevivió más de 20 años con un diagnóstico de daño cerebral irreversible (más tiempo que ningún otro caso conocido hasta el momento).

Rodrigo Rabuffetti, director médico de la clínica, informó que Diez fue ingresado por derivación de LUNCEC a terapia intensiva, el 21 de junio, con un diagnóstico de neumonía.

“En terapia intensiva se realizaron estudios médicos y se aplicaron tratamientos orientados a tratar la infección. De los informes de laboratorio se aisló bacteria en cultivo de orina Morganella morgagni que fue tratada de acuerdo a antibiograma. El paciente evolucionó con sepsis y falla multiorgánica falleciendo luego de más de 20 días de internación en compañía de familiar y cuerpo médico a las 17 horas del martes 7 de julio de 2015”, leyó el profesional poco antes de la conferencia de prensa organizada en el obispado.

Publicar comentario

Debe estar autenticado para publicar un comentario.

www.neuquen.com © 2017 Todos los derechos reservados