Gobierno de la Provincia del Neuquén

Boliches muy vigilados

Intensos controles con veda de ingreso a menores se realizaron en la ciudad.

El subsecretario de Fiscalización Externa del Municipio capitalino, Gustavo Orlando, presentó como un éxito el retorno oficial a los controles en boliches, al destacar, con profusión de alabanzas mediáticas, que se le impidió a más de un millar de menores de edad ingresar a distintos establecimientos nocturnos.

Como se hacía en el gobierno anterior, de Martín Farizano, se hizo una puntillosa vigilancia para que los chicos no ingresaran, algo que había sido reclamado desde algunos medios de prensa, como una especie de cruzada moralizadora para suplir lo que en las familias evidentemente no se hace, y lo que culturalmente hace tiempo se ha afirmado como costumbre.

El funcionario informó que en Súper Club se evitó el ingreso de 50 menores; en Las Palmas, 225; en Ticket, 600; en El Mega, 200; y en La Casona, 25 menores”. Este último comercio es un pub, pero igual le llegó el control para la veda.

“Venimos viendo esta problemática de los menores y el alcohol desde el año pasado, es algo serio y es difícil de controlar; en nuestro caso sólo podemos impedir que ingresen, pero los chicos consumen bebidas alcohólicas en sus casas en las famosas previas”, dijo Orlando.

Fue un triunfo, pues, a lo Pirro. Difícilmente los considerados defectos sociales puedan corregirse de esta manera.

Más allá de la cuestión de los menores, también se clausuraron boliches por incumplimiento de diversas disposiciones. Por ejemplo, se clausuró el comercio Cherry, en la primera cuadra de Rivadavia, y se decomisó mercadería.

Allí “se encontró una falta de higiene total, falta de agua caliente y mezcla de alimentos crudos y cocidos en heladeras y freezers con peligro de contaminación”, dijo Orlando.

El funcionario también destacó que varios comercios inspeccionados presentaron un estado de “limpieza absoluta”, tal el caso de pizzería Owe, en la calle Buenos Aires; el pub Bola Cero; y las pizzerías Cabildo y Pataco. La curiosa información fue también brindada por el Municipio.

También fue clausurado Bora Bora, ubicado en Diagonal Alvear 272, en su caso por funcionar como boliche bailable cuando su habilitación es para hacerlo como restorán y confitería.

El tercer caso fue el del pub Euforia de Yrigoyen 525 por no respetar el factor ocupacional. “Está habilitado para 120 personas y había unas 300 en su interior”, explicó el funcionario. En este caso, el éxito fue su condena.

Orlando informó que se llevaron a cabo cinco operativos en domicilios particulares por venta de alcohol de forma irregular: “Las actuaciones se llevaron a cabo en los barrios Sapere, San Lorenzo, Confluencia y Santa Genoveva, y continuarán en los próximos días porque tenemos 15 lugares más ya definidos”, dijo.

En estos casos, el subsecretario explicó que “nosotros constatamos el domicilio y elevamos un informe al juez de Faltas, que luego lo envía al juez de Instrucción, y estos tiempos que a veces son lentos atentan contra la posibilidad de luchar contra esta venta ilegal”.

Publicar comentario

Debe estar autenticado para publicar un comentario.

www.neuquen.com © 2017 Todos los derechos reservados